Entrada destacada

Baby Driver

Baby (Ansel Elgort) es un joven conductor, especializado en fugas, cuya habilidad al volante al ritmo de canciones precisamente seleccionadas le convierte en un valioso activo para la banda de atracadores de bancos que lidera Doc (Kevin Spacey). Su papel en la organización se verá comprometido cuando conozca a Deborah (Lily James), una camarera de la que se enamora. Baby, que empieza a dudar sobre si lo que hace está bien o mal, decidirá dar un último golpe antes de retirarse, un atraco que pondrá en peligro su vida, su amor y su libertad.

Valoración:7,239.


FICHA

Título Original: Baby Driver.
Director: Edgar Wright.
Guionista: Edgar Wright.
Reparto: Kevin Spacey, Jamie Foxx, Ansel Elgort, Lily James, Jon Hamm, Jon Bernthal, Eiza González, Flea, Sky Ferreira, CJ Jones, Lanny Joon, Ben VanderMey.
Productores: Tim Bevan, Eric Fellner, Nira Park.
Música: Steven Price.
Fotografía: Bill Pope.
Montaje: Jonathan Amos, Paul Machliss.
Países Participantes: Reino Unido, Estados Unidos.
Año de Producción: 2…

Si la cosa funciona (Woody Allen, 2.009)

Si la cosa funciona (Woody Allen, 2.009)
Si la cosa funciona (Woody Allen, 2.009)

S/C

 

 

 

Estadísticas:

Crítica: 6,892 Público: 7,008 España: S/C Rugoleor: S/C
Espectadores: 662.473 Recaudación: 4.151.866,05 € Visitas: 0 Popularidad: 0,00%

 

Ficha:

Título original: Whatever Works
Director: Woody Allen
Guionista: Woody Allen
Intérpretes: Larry David, Evan Rachel Wood, Ed Begley Jr., Patricia Clarkson, Conleth Hill, Michael McKean, Carolyn McCormick
Productores: Letty Aronson, Stephen Tenenbaum
Fotografía: Harris Savides
Música: Varios Artistas
Montaje: Alisa Lepselter
Nacionalidad: Estados Unidos, Francia
Año: 2.009
Duración: 94 minutos
Edad: 7 años
Género: Comedia, Romántica
Distribuidora: TriPictures, S. A.
Estreno: 02-10-2.009
WEB Oficial: http://www.tripictures.com/silacosafunciona/index.html

 

Sinopsis:

Woody Allen regresa a Nueva York con una comedia moderna acerca de un extraño misántropo y una ingenua e impresionable joven del sur que se va de su casa. Cuando sus estrictos padres vienen a por ella, se ven rápidamente inmersos en sorprendentes y confusas situaciones románticas. Todos descubren que encontrar el amor es sólo una combinación de encuentros afortunados y de apreciar el valor de si la cosa funciona.

Comentario:

Acostumbrado a tener un álter ego en pantalla cuando no aparece en ella. Woody Allen se ha buscado uno bien grande: nada menos que Larry David. El cocreador de la serie “Seinfeld”, y protagonista de otra que lleva su nombre, pasa por ser uno de los más grandes humoristas judíos de la América de hoy. Aquí es un viejo genio cascarrabias que, tras un suicidio fallido y fracasos de diversa índole, encuentra la felicidad gracias a Evan Rachel Wood.

Crítica:

05.10.2009 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

Manhattan revisitado

En estos tiempos del éxito a cualquier precio, donde los nuevos cineastas, por lo general, se dedican a impactar al espectador con espectaculares efectos especiales y mareantes movimientos de cámara, Woody Allen sigue fiel a su estilo clásico que, a la postre, es el más moderno de todos. Así, un guión impecable, unos diálogos ingeniosos, una cámara invisible y unos actores perfectos dan la medida de “Si la cosa funciona”: comedia agridulce donde las haya, protagonizada por un veterano ex suicida (al que da vida un espléndido Larry David), desmantelado al fin por la peculiar familia de la pueblerina sureña que aún es capaz de engatusar. Lo cual da paso a un enredo marca de la casa Allen, repleto de ironía, mala uva y un incombustible amor por el populoso barrio neoyorquino de Manhattan.

He aquí una comedia sencilla, muy amena y actual, aunque habrá que advertir que por actual no debe entenderse una de esas hamburguesas con aritos de cebolla que hoy cocina tan insistentemente el cine yanqui, ni tampoco la farsa dislocada y vulgar que otros cómicos de menos talento nos enjaretan de tanto en cuanto. Porque “Si la cosa funciona” es moderna -por mucho que el guión fuera escrito en vida de Zero Mostel- se debe a que su desgarrada ironía pone en la picota al americano medio de hoy y la lamentable moral en que se ve sumergido.

Un 'cul-de-sac' sin posible enmienda, a pesar de los esfuerzos del bienintencionado presidente Obama (a quien hay una breve referencia en el filme) por cambiar de rumbo. Así pues, el sustrato que los rifirrafes de la película y sus protagonistas, una pandilla de cascarrabias e inmaduros, deja en nuestras conciencias tiene el desagarro de los buenos filmes de Preston Sturges (“Un marido rico”), por poner un solo ejemplo de cine hecho con pies y cabeza, crítico, demoledor, nada complaciente y profundamente divertido. En definitiva, con el nuevo esfuerzo creativo de Woody Allen estamos ante una película portátil. O sea, ligera y muy llevadera.

Comentarios