Entrada destacada

50 primaveras

Nunca es demasiado tarde para hacer algo, sobre todo para Aurore Tabort (Agnès Jaoui), una mujer separada que acaba de perder su empleo y recibe la noticia de que va a ser abuela. A sus 50 años su vida parece estar congelada, pero un día se encuentra con un antiguo amor de su juventud. Esta reunión produce un cambio en Aurore, que se niega a admitir que esa podría ser la ocasión perfecta para empezar una nueva vida. ¿Conseguirá dejar atrás su orgullo y darse a sí misma una última oportunidad?

Tráiler.

Valoración:6,124.


FICHA

Título Original: Aurore.
Directora: Blandine Lenoir.
Guionistas: Jean-Luc Gaget, Blandine Lenoir.
Reparto: Agnès Jaoui, Pascale Arbillot, Samir Guesmi, Thibault de Montalembert, Sarah Suco, Lou Roy-Lecollinet, Eric Viellard, Nicolas Chupin, Rachel Farmane.
Productores: Fabrice Goldstein, Antoine Rein.
Música: Bertrand Belin.
Fotografía: Pierre Milon.
Montaje: Stéphanie Araud.
País Participante: Francia.
Año de Producción: 2017.
Duración: 89 minutos.
Calificación por Edades: No …

Pandorum (Christian Alvart, 2.009)

Pandorum (Christian Alvart, 2.009)
Pandorum (Christian Alvart, 2.009)
Crítica: 5,716 Público: 5,730 España: S/C Rugoleor: S/C

Ficha:

Título Original: Pandorum
Director: Christian Alvart
Guionistas: Travis Milloy, Christian Alvart
Intérpretes: Dennis Quaid, Ben Foster, Cam Gigandent, Norman Reedus, Cung Le, Niels-Bruno Schmidt, Yangzom Brauen, Alessija Lause, Antje Traue, Eddie Rouse
Productores: Paul W. S. Anderson, Jeremy Bolt, Robert Kulzer, Martin Moszkowicz
Fotografía: Wedigo von Schultzendorff
Música: Michl Britsch
Montaje: Philipp Stahl, Yvonne Valdez
Nacionalidad: Alemania, Reino Unido
Año: 2.009
Duración: 105 minutos
Edad: 18 años
Género: Acción, Ciencia Ficción, Suspense, Terror
Distribuidora: DeA Planeta, S. L.
Estreno: 06-11-2.009
WEB Oficial: Web Oficial de la película en España
Espectadores: 127.000
Recaudación: 754.407,29 €
Visitas: 0
Popularidad: 0,00%

Sinopsis:

Dos miembros de la tripulación de una nave espacial, el Teniente Payton y el Cabo Bower, se despiertan en sus cámaras de hibernación sin recordar nada de lo que ha sucedido: ni quiénes son, ni cuál era su misión o por qué, aparentemente, son los únicos supervivientes. Conforme se adentren en las zonas más profundas de la nave, descubrirán que no están solos, y desvelarán el terrible misterio que rodea la desaparición del resto de la tripulación y de los pasajeros. Pronto se darán cuenta de que mantenerse con vida es mucho más importante de lo que puedan imaginarse: es el único modo de evitar la extinción de la raza humana.

Comentario:

El título de esta cinta de ciencia-ficción alude a un cierto malestar, que se apodera de aquel que acaba de despertar de un periodo de hibernación. Ocurre que, en una nave lanzada al espacio, para colonizar otro planeta y huir de la superpoblación de la tierra, Dennis Quaid y Ben Foster despiertan de un largo sueño inducido para llevar a buen puerto la expedición, aunque no recuerdan muy bien cual es su misión y se encuentran toda clase de problemas.

Crítica:

09-11-2.009 – JOSU EGUREN

Demasiados pasajeros

Desde que en 1.979 la nave comercial 'Nostromo' aterrizó en las pantallas de cine, el subgénero de las películas de ciencia ficción con incómodos polizones a bordo repite de manera recurrente el mismo modelo; y, para no variar, Christian Alvart no se salta ni una coma las líneas generales trazadas por Ridley Scott en “Alien”, a las que ahora se suma el toque de Paul W.S. Anderson, productor y director de “Resident Evil”. Con este material, tan poco maleable, el alemán limita sus escasas posibilidades de innovar en el qué, para centrarse en el cómo, aunque su laboratorio de I+D sólo nos ofrece una continúa variación de las tonalidades cromáticas cada vez que la cámara cambia de espacio. La nave colonizadora de Alvart es enorme, sus colores cuatro, y le sobra oxígeno por los cuatro costados.

En apenas 30 minutos la intensidad con la que arranca la cinta se apaga súbitamente, aunque el director intenta congelar nuestra atención, bajo mínimos, alternando dos líneas argumentales, inconsistentes ambas. Por un lado tenemos una película de acción, híbrido entre “La aventura del Poseidón”, “Pitch Black” y “Tomb Raider”, y por el otro al desmejorado Dennis Quaid perdido en miles de explicaciones sobre el significado del síndrome “Pandorum” -calcado de esa rareza espacial titulada “Supernova”-. Para hacerlo más emocionante, aún, Alvart recurre a la cuenta atrás dándole al espectador una coartada para que consulte la hora, pero visto que todavía le sobran cuarenta y cinco minutos decide sobreexponernos a un extenuante combate cuerpo a cuerpo con sus zombies alienígenas tuneados. Un nuevo título que confirma el declive de la ciencia-ficción, tanto cinematográfico como literario, y que sólo nos ofrece el consuelo de jugar a identificar las referencias, aunque los espectadores del género que han sobrevivido a todo tipo de Apocalipsis, seguramente recaerán en ese círculo bulímico que tiene su origen en un apetito compulsivo y atroz, pasa por la frustración y acaba con un cabreo. Nos lo merecemos.

Comentarios