Entrada destacada

50 primaveras

Nunca es demasiado tarde para hacer algo, sobre todo para Aurore Tabort (Agnès Jaoui), una mujer separada que acaba de perder su empleo y recibe la noticia de que va a ser abuela. A sus 50 años su vida parece estar congelada, pero un día se encuentra con un antiguo amor de su juventud. Esta reunión produce un cambio en Aurore, que se niega a admitir que esa podría ser la ocasión perfecta para empezar una nueva vida. ¿Conseguirá dejar atrás su orgullo y darse a sí misma una última oportunidad?

Tráiler.

Valoración:6,124.


FICHA

Título Original: Aurore.
Directora: Blandine Lenoir.
Guionistas: Jean-Luc Gaget, Blandine Lenoir.
Reparto: Agnès Jaoui, Pascale Arbillot, Samir Guesmi, Thibault de Montalembert, Sarah Suco, Lou Roy-Lecollinet, Eric Viellard, Nicolas Chupin, Rachel Farmane.
Productores: Fabrice Goldstein, Antoine Rein.
Música: Bertrand Belin.
Fotografía: Pierre Milon.
Montaje: Stéphanie Araud.
País Participante: Francia.
Año de Producción: 2017.
Duración: 89 minutos.
Calificación por Edades: No …

Crepúsculo (Catherine Hardwicke, 2.008)

Crepúsculo (Catherine Hardwicke, 2.008)
Crepúsculo (Catherine Hardwicke, 2.008)

Calificación:

Crítica: 5,400 Público: 6,117 España: 5,481 Rugoleor: 5,799

Ficha:

Título Original: Twilight
Directora: Catherine Hardwicke
Guionista: Melissa Rosenberg
Intérpretes:

Kristen Stewart, Robert Pattinson, Cam Gigandet, Kellan Lutz, Peter Facinelli, Billy Burke, Nikki Reed, Taylor Lautner, Elizabeth Reaser

Productores: Wyck Godfrey, Greg Mooradian, Mark Morgan
Fotografía: Elliot Davis
Música: Carter Burwell
Montaje: Nancy Richardson
Nacionalidad: Estados Unidos
Año: 2.008
Duración: 123 minutos
Edad: 13 años
Género: Aventuras, Drama, Fantástica, Romántica, Suspense
Distribuidora: Aurum Producciones, S. A.
Estreno: 04-12-2.008
WEB Oficial: Web Oficial de la película en España
Espectadores: 2.150.358
Recaudación: 12.789.650,26 €
Visitas: 28
Popularidad: 87,50%

Sinopsis:

Bella Swan siempre ha sido diferente a los demás. Cuando su madre se casa por segunda vez, decide marcharse a vivir con su padre a un recóndito y lluvioso pueblo llamado Forks. Aquí conoce al misterioso Edward Cullen. Inteligente e ingenioso, Edward consigue atraer la atención de Bella y muy pronto entablan una estrecha amistad. Con el tiempo, Bella termina por descubrir el gran secreto de Edward: él y su familia son vampiros. No envejecen, no tienen colmillos y son físicamente perfectos.

Comentario:

La novela de Stephanie Meyer, llevada al cine por Catherine Hardwicke (“Thirteen”), se convirtió en el fenómeno teen de la temporada. Kristen Stewart es la posadolescente que queda prendada de un chico paliducho (Robert Pattinson). El descubrimiento de que este y toda su familia son vampiros no será un obstáculo para el amor. Los que sí pondrán pegas son los llamados nómadas, una banda de chupasangres liderados por Cam Gigandet para los que no existen los buenos sentimientos.

Crítica:

07-12-2.008 – JOSU EGUREN

Mordiscos de amor

Vaya por delante que hasta hace menos de quince días no conocía ni a Stephanie Meyer, ni el rotundo éxito de su franquiciado literario, por lo que me cuentan destinado a un público juvenil (mayoritariamente femenino) que tras el fenómeno Harry Potter ha empezado a cultivar cierto gusto por la lectura. De lo que si tengo pruebas es del cruce de géneros que propone Catherine Hardwicke en su adaptación de “Crepúsculo”: tierna historia de amor adolescente protagonizada por una chica corriente que se muda a un pueblo remoto en el corazón de los EEUU, y un vampiro 'vegetariano' atormentado por el oscuro secreto que rodea a su familia. Generosa en el planteamiento de la clásica historia de 'amor al primer mordisco', Hardwicke aparca para futuras (y seguras) adaptaciones cualquier atisbo de renovación de la leyenda vampírica.

Si el “Drácula” de Coppola ya señalaba las posibilidades dramáticas derivadas de empalagar los colmillos del mito, Hardwicke va más lejos aún y apunta a sus no-muertos a un festín en el que la sangre se ha convertido en almíbar. Sin océanos de tiempo que atravesar, Edward y Bella se entretienen en cruzar sus miradas evitando roce alguno, porque si algo caracteriza a “Crepúsculo” es la capacidad de la pareja para mantener a raya su libido. Ya sea por respeto, castidad prematrimonial o simple conservadurismo, esta acusada abstinencia sexual es una de las notas de originalidad de la película, pues es bien sabido que las interpretación de las obras de Stoker y Polidori suele señalar el intercambio de plasma como la sublimación del sexo explícito. A pesar de todo, Hardwicke saca adelante la papeleta con dignidad y sin alardes, aunque con el valor añadido de desarrollar una historia sin excesivos baches de ritmo. Pálido reflejo de los Romeo y Julieta literarios, nuestros modernos Vlad y Mina no pasarán a la historia del cine, pero su aventura dará que hablar en los pasillos de instituto.

25-11-2.009 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

Vampiros adolescentes

Reestreno en DVD de la primera entrega de la trilogía “Crepúsculo”, basada en las novelas homónimas de Stephenie Meyer, con las que se identifican adolescentes de medio mundo. Aquí, asistimos a las fantásticas relaciones de una muchacha de su tiempo, Bella Swan, con un joven vampiro, Edward Cullen, en la Norteamérica actual. Un amor casto donde los haya, convertido en poco menos que en el aliento del viento húmedo que sopla por los alrededores del lluvioso pueblecito de Forks (Washington); lo mismo que una misteriosa raza de hombres lobo, dispuestos a hacer la vida imposible a la insólita pareja de enamorados, encarnados con sutil encanto por Kristen Stewart y Robert Pattinson.

Superficial pero visualmente hermosa, iluminada a base de colores azules y violetas; discursiva pero entretenida, “Crepúsculo” se ha convertido en un referente ético y estético para, sobre todo chicas, a escala mundial. Algo semejante a lo que ha ocurrido con el público adulto y otra famosa trilogía “Millennium”. En todo caso, la película de Hardwicke, realizadora ausente de la segunda entrega, “Luna nueva”, logra comunicar con elegancia los encontrados sentimientos que proclama, en un esfuerzo creativo muy a la moda, exquisitamente gótico y romántico hasta la agonía.

Desde luego, la película proporciona las pistas suficientes como para que se la pueda interpretar como una fantasía, no como un filme de terror, al menos en relación con las constantes del género, a pesar de situarse en el mundo real. De ahí que, la armonía con que estos propósitos, a primera vista irreconciliables, se hermanan, sugiere la eclosión de un nuevo tipo de cine. Espectacular, dotado de un humor subterráneo y algo absurdo y ambientado con lúcida ironía, “Crepúsculo” sumerge al espectador joven en un estado de estimulante confusión, de melancólico encantamiento, al tiempo que lo atraviesa con el escalofrío de la pasión, el latigazo de un amor incontrolable y capaz de superar todas las barreras.

Comentarios