Entrada destacada

Una noche con mi ex suegro

Martin (Emile Hirsch) es un músico de Los Ángeles cuya cena con el Sr. Gallo (J.K. Simmons), el padre de su novia, Ginnie (Analeigh Tipton), un tenaz hombre de negocios que siempre está ocupado, no salió nada bien. Ahora han pasado seis meses y, tras romper con ella, verá cómo un día su ex suegro se presenta en su casa. La causa es que su hija ha desaparecido, no responde a sus mensajes y Martin es la única persona que conoce en la ciudad. Juntos pasarán una noche de locura buscando a Ginnie mientras se fragua entre ellos una incómoda amistad.

Valoración:5,488.

Un día vi 10.000 elefantes (2015)

Fotograma: Un día vi 10.000 elefantes (2015)

Angono Mba, un octogenario guineano rememora desde el salón de su casa la expedición en la que hizo de porteador para el cineasta madrileño Manuel Hernández Sanjuán y su equipo (Hermic Films), que los llevó entre 1944 y 1946 a recorrer la Guinea española documentando la vida en la colonia y buscando un misterioso lago, donde según contaba una leyenda africana, se podían ver 10.000 elefantes juntos. De la obsesión del cineasta español por encontrar aquel lago, de las aventuras propias de una expedición por aquel país desconocido y de los sentimientos contradictorios de ambos personajes, surge esta historia de fascinación por África, el pasado y la memoria.

Valoración: 6,139.

Tráiler de la Película



Ficha

Título Original: Un día vi 10.000 elefantes.
Directores: Alex Guimerà, Juan Pajares.
Guionista: Pere Ortín.
Intervenciones: Gorsy Edu.
Productores: Alex Guimerà, Juan Pajares.
Música: Benjamín Fert.
Fotografía: Alex Guimerà.
Montaje: Alex Guimerà.
Nacionalidad: España.
Año de Producción: 2015.
Duración Original: 76 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 7 años.
Género: Documental.
Estreno (España): 18 de diciembre de 2015.
DVD (Venta):
Distribuidora (España): Several Studio.
Visitas: 0.
Popularidad: 132 / 728.

Cartel: Un día vi 10.000 elefantes (2015)

Comentario

Documental de animación en el que Alex Guimerà y Juan Pajares regresan a nuestro pasado colonial para recordar la expedición que, entre 1944 y 1946, llevó a cabo el explorador Manuel Hernández Sanjuán en la Guinea española. Su historia es recordada por Angono Mba (Gorsy Edu, visto en "La causa de Kripan"), uno de los porteadores que colaboró en la expedición y que acabó siendo trasladado a Cataluña tras sufrir un accidente. El documental, que mezcla imágenes reales con recreaciones animadas, formó parte de la sección Zabaltegi del Festival de San Sebastián. (Anuario Fotogramas 2016: Gerard Alonso i Cassadó).

Fotograma: Un día vi 10.000 elefantes (2015)

Crítica

23-12-2015 – JOSU EGUREN

Cazadores de imágenes

Vista en un interesantísimo pase doble dentro de una de las secciones paralelas del Festival de Cine de San Sebastián, donde formaba parte de un menú degustación junto a "Duellum" (otro espléndido trabajo del cortometrajista vasco Tucker Dávila-Wood), "Un día vi 10.000 elefantes" descubre al espectador la posibilidad de abordar el género documental desde un punto de vista en el que la realidad subjetiva de los hechos históricos se disuelve en la mirada líquida de la forma animada. Existen precedentes notables como "Crulic", del rumano Anca Damian, aunque los intereses de Alex Guimerà y Juan Pajares van más allá de la reconstrucción de un episodio histórico concreto para comulgar con la antropología como si quisieran explorar una insólita derivada de la filmografía de Jean Rouch.

Indagando en la verosimilitud de un relato legendario sobre un lago misterioso en el corazón de la Guinea española, un equipo de exploradores cinematográficos formado por Manuel Hernández Sanjuán, Segismundo Pérez de Pedro, Luis Torreblanca y Santos Núñez se adentró en las profundidades del territorio colonial para documentar el exotismo de una tierra en las antípodas culturales de la metrópoli franquista, a la que regresaron tras un fructífero episodio que quedó reflejado en una serie de 31 películas y 5.500 fotos bautizada "Mbini. Cazadores de imágenes en Guinea colonial" (1944-1946).

Una casualidad quiso que el guionista Pere Ortín pudiese rescatar aquel tesoro olvidado para dar forma a un relato que recupera la memoria de aquella experiencia cinematográfica ripeando el fondo documental Manuel Hernández Sanjuán con la colaboración de Guimerà y Pajares. El racconto poético de uno de los últimos supervivientes de la aventura se mezcla con imágenes de archivo, figuras animadas bi y tridimensionales y escenas animadas en stop motion, para constituirse en una obra cuya lectura más trascendente sirve como denuncia de las huellas imborrables que dejó en África la época colonial.

Comentarios