Peter y el dragón (2016)


Durante años, el señor Meacham (Robert Redford) ha fascinado a los niños con historias sobre un temible dragón que habita en los bosques del Pacifico. Para Grace (Bryce Dallas Howard), su hija, esas historias no eran más que un cuento para niños, hasta que conoce a Peter (Oakes Fegley), un niño sin familia y sin hogar, que asegura que su mejor amigo es un dragón, de nombre Elliot, muy similar al que describía su padre. Así, Grace se embarcará en un viaje en busca de respuestas que determinen de donde viene Peter y la verdad sobre el dragón.

Valoración: 6,363.

Tráiler de la Película

Ficha

Título Original: Pete's Dragon.
Director: David Lowery.
Guionistas: Toby Halbrooks, David Lowery.
Actores: Bryce Dallas Howard, Robert Redford, Oakes Fegley, Oona Laurence, Wes Bentley, Karl Urban, Isiah Whitlock Jr., Marcus Henderson, Aaron Jackson, Phil Grieve, Steve Barr, Keagan Carr Fransch, Jade Valour, Augustine Frizzell, Francis Biggs, Jasper Putt, Esmée Myers, Gareth Reeves, Levi Alexander, Jim McLarty, Brandie Stephens, Josephine Stephens, Tai McKenzie, Ian Harcourt, Mia Thomas.
Productor: James Whitaker.
Música: Daniel Hart.
Fotografía: Bojan Bazelli.
Montaje: Lisa Zeno Churgin.
Diseño de Producción: Jade Healy.
Vestuario: Amanda Neale.
Nacionalidad: Estados Unidos.
País Participante: Estados Unidos.
Lugares de Rodaje: Tapanui, Miramar, Upper Hutt, Tokoroa, Ngongotaha (Nueva Zelanda).
Fechas de Rodaje:
Año de Producción: 2016.
Duración: 103 minutos.
Calificación por Edades: Apta para todos los públicos.
Género: Aventuras, Fantástica, Infatil.
Estreno (España): 19 de agosto de 2016.
DVD (Venta): 09 de diciembre de 2016.
Distribuidora (España): Walt Disney Studios Spain.
Espectadores (España): 598.090.
Recaudación (España): 3.184.321,20 €.
Visitas: 1.
Popularidad: 61 / 658.

Crítica

22-08-2016 – JOSU EGUREN

Mi amigo invisible

Si apenas se han escuchado voces en contra del remake de "Pedro y el dragón Elliot" (Don Chaffey, 1977) no se debe tanto al resultado final de este proyecto de encargo como a la mínima relevancia del original en el contexto de la filmografía disneyana. A David Lowery, que se hizo notar con la puesta en escena de un western trágico embriagado de la lírica introspectiva de Terrence Malick ("En un lugar sin ley", 2013), le corresponde llevar a puerto este sumatorio de influencias en el que la imitación de los tics asociados al director de "Badlands" convergen con una llamada nostálgica a los clásicos de la factoría Spielberg. Por un lado, Lowery no evita acudir a la pomposidad estética de los contrapicados bañados por los rayos de luz que se cuelan entre las ramas de los árboles de un inmenso bosque milenario, y por el otro se aplica de manera recurrente en la puesta a punto de la mecánica del asombro indisociable de títulos como "Encuentros en la tercera fase" (1977) y "E.T., el extraterrestre" (1982), con las que comparte gestos e intenciones que no cristalizan en lo que se conoce como el sentido de la maravilla. ¿Cómo y cuándo mostrar a un dragón imaginario capaz de mimetizarse con el entorno hasta hacerse prácticamente invisible? Esa decisión es la que marca el rumbo de una película que no tarda en poner todas sus cartas sobre la mesa sin guardarse un solo as bajo la manga, y produce situaciones tan paradójicas como el recurso al poder evocador del espacio en off cuando el espectador está totalmente familiarizado con el dragón 'imaginario' que ha sido el guardián y compañero de juegos de Peter. "Peter y el dragón" parece construida alrededor de los primeros planos a Robert Redford, que con su mirada boquiabierta al horizonte del chroma resume el discurso de una película narrativamente plana inyectada de emociones artificiales, no por ello menos efectivas.

Adsense