Inferno (2016)


El famoso simbólogo Robert Langdom (Tom Hanks) se despierta en un hospital italiano. No recuerda cómo ha llegado ni qué ha sucedido, y sus sueños se confunden con auténticas visiones de la realidad. En este estado, forma equipo con Sienna Brooks (Felicity Jones), una doctora que espera le ayude a recobrar la memoria. Juntos, deberán iniciar una carrera contrarreloj por toda Europa para evitar que un maníaco libere un virus que aniquilaría a la mitad de la población global, y cuyas únicas pistas están relacionadas con Dante. Nueva adaptación de la última novela de Dan Brown titulada 'Inferno'.

Valoración: 5,724.

Tráiler de la Película

Ficha

Título Original: Inferno.
Director: Ron Howard.
Guionista: David Koepp.
Actores: Tom Hanks, Felicity Jones, Omar Sy, Irrfan Khan, Sidse Babett Knudsen, Ben Foster, Ana Ularu, Ida Darvish, Paolo Antonio Simioni, Alessandro Grimaldi, Fausto Maria Sciarappa, Robin Mugnaini, Paul Ritter, Vincenzo Tanassi, Alessandro Fabrizi, Simone Mariani, Gábor Urmai, Jon Donahue, Fortunato Cerlino, Attila Árpa, Kata Sarbó, Francesca Inaudi, Maria Grazia Mandruzzato, Philip Arditti.
Productores: Brian Grazer, Ron Howard.
Música: Hans Zimmer.
Fotografía: Salvatore Totino.
Montaje: Tom Elkins, Daniel P. Hanley.
Diseño de Producción: Peter Wenham.
Vestuario: Julian Day.
Nacionalidad: Estados Unidos.
Países Participantes: Estados Unidos, Hungría.
Lugares de Rodaje: Estambul (Turquía); Florencia, Venecia (Italia); Budapest, Etyek (Hungría).
Fechas de Rodaje: Abril de 2015.
Año de Producción: 2016.
Duración: 121 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 12 años.
Género: Thriller, Acción, Aventuras, Crimen, Drama, Misterio.
Estreno (España): 14 de octubre de 2016.
DVD (Venta): 15 de febrero de 2017.
Distribuidora (España): Sony Pictures España.
Espectadores (España): 835.779.
Recaudación (España): 4.479.446,62 €.
Visitas: 0.
Popularidad: 174 / 641.

Crítica

17-10-2016 – JOSU EGUREN

Fanatismo científico

A la saga de Dan Brown se le acaban las pilas y llega a las pantallas con la lengua fuera, vencida por el peso de la desidia y con Tom Hanks achicando agua de un guión que se va a pique sin remedio. Agotada la geografía laberíntica de la ciudad eterna, Ron Howard y su equipo se trasladan a Florencia para tratar de resolver un criptograma esteganografiado en la representación del mapa del infierno dantesco pintado a finales del siglo XV por Sandro Botticelli. El plan es el mismo que en los dos capítulos anteriores, pero la trama alrededor del sectarismo cuasi místico que incendia la retórica de un gurú de la tecnología no tiene el alcance de los misterios que se ocultaban en la sonrisa de la musa de Leonardo.

Los achaque de la edad no perdonan y este no parece el momento idóneo para que Robert Langdon siga moviéndose como un ratón de biblioteca contagiado por el ritmo espídico de Jason Bourne, persiguiendo la pista de un enigma que solo se detiene para que el texto le administre al espectador sonrojantes píldoras didácticas sobre la vida, obra y pasiones de Dante Alighieri (es especialmente vergonzoso el diálogo en el que Felicity Jones se dirige a una experta en el dramaturgo florentino para aportarle datos sobre su biografía amorosa). Cuanto más se enreda el argumento más evidentes se hacen las raquíticas líneas que lo sostienen, dejando al descubierto una burda metáfora sobre el fanatismo religioso que por un descuido (o premeditado) error en la composición de la imagen confunde a todos los musulmanes con yihadistas.

Ni siquiera el entorno privilegiado de la Cisterna Basílica de Estambul inspira a un director que está muy por debajo de la banda sonora compuesta por Hans Zimmer, el auténtico, si acaso el único, protagonista de una tediosa función en la que se amontonan personajes sobre el cadáver de una película que lleva muerta desde la primera escena.

Adsense